Guía de introducción a la comedia de terror


  Hoy tratamos un subgénero bastante complicado y ambiguo, tanto como la comedia en sí, pues muchos tratan de limitar el humor imponiendo líneas que no se deben traspasar mientras que otros apuestan por el poder reírse de cualquier cosa. En este caso, la peculiaridad es que nos vamos a reír seguramente de la muerte, aunque no tiene por qué.

Bitelchús (Tim Burton, 1988)

Intentemos resumir las características en las que nos basaremos para catalogar algo de “comedia de terror”: es toda aquella película que tiene como fin conseguir la sonrisa, o la carcajada a ser posible, utilizando en su beneficio elementos más propios del cine de terror (personajes, lugares, sucesos…). No, no estamos hablando de Scarys Movies ni otros engendros por el estilo.

Como de costumbre, os dejamos algunos títulos imprescindibles del género que todo amante del cine debería ver:

1- Zombies Party


En realidad casi deberíamos hacer un reportaje dedicado a la categoría de “comedia de zombies”, pues muchas son las que siguen la línea de esta, pero no de una forma tan original y exquisita. Esta primera entrega de la trilogía Cornetto de Edgar Wright es un ejemplo claro del subgénero que hoy tratamos, pues, aunque obviamente los elementos propios del cine de zombies abundan en la cinta, Shaun of the dead destaca por su divertidísimo humor inglés, tan característico de la obra del director. Pero no solo se trata de un buen conjunto de chistes, pues la dirección y el montaje de la cinta, así como las fantásticas interpretaciones de Simon Pegg y Nick Frost, convierten en esta película en toda una joya del género que sacará las carcajadas de los más y menos cinéfilos.

Además, y por fortuna, las otras dos obras de la trilogía Cornetto (Arma Fatal y Bienvenidos al Fin del mundo) cumplen también los requisitos para pertenecer a esta lista, pero prefería destacar esta primera y más llamativa, pese a tampoco tratarse de la mejor. Por ello, os invito de la misma forma a ver las otras dos entregas.

2- El jovencito Frankenstein


 

El gran clásico de Mel Brooks creó un antes y un después de la parodia en la gran pantalla. ¿Qué podemos decir que no se haya dicho ya de esta película? Prácticamente nada. Seguramente ya la hayáis visto, pero si no es así ¿a qué esperáis? Dejad atrás los prejuicios, que sé que muchos son reticentes a verla por lo vieja que es, pero el humor ácido y sin miedo la convierte en una cinta más próxima a nuestra época de lo que a priori parece.

3- Frankenweenie


Y como esta podríamos meter otras muchas de Tim Burton, pero finalmente me he decantado por Frankenweenie porque justamente trata el cine de terror clásico. Está repleta de guiños a los maravillosos monstruos de toda la vida, empezando como es obvio por el monstruo de Frankenstein. Además, la mano de Disney se nota mucho, convirtiéndola en una cinta apta para todos los públicos. Pero “para todos los públicos” significa para todos los públicos, es decir que la disfrutará de la misma forma el más pequeño y el adulto. De lo mejor que ha hecho la industria holliwoodiense en animación los últimos años.

4- Turistas


Esta película independiente, a diferencia de las anteriores, pocos la conocerán, no obstante eso no le impidió arrasar en diversos festivales en 2012 llevándose numerosos reconocimientos por su guión. Narra la odisea por las carreteras del Reino Unido de esta extraña pareja, y cuando digo extraña lo digo de verdad, que sin planearlo acaban dejando un rastro de cadáveres por su paso. Una locura muy bien acabada y que personalmente me encantó, aunque entiendo que pueda ser difícil para el público más comercial acostumbrado a películas con ritmos argumentales más rápidos. En fin, miradla porque muchos de vosotros os llevareis una grata sorpresa.

Podéis leer la crítica completa de esta película aquí.

 

5- La cabaña en el bosque


 

De la brillante mente de Joss Whedon (Los Vengadores, Buffy Cazavampiros y Firefly) y dirigida por Drew Goddard, creador de la exitosa serie Daredevil, nace esta increíble y original película repleta de guiños al cine de terror y bastante crítica. Es algo totalmente nuevo e inesperado, por lo que no quiero hablar mucho de ella por si destripo algo. Al principio de la película no entenderéis muy bien qué es lo que estáis viendo, si es una película realmente cómica o simplemente es terror adolescente, pero de verdad que no tiene nada de simple esta obra. Yo soy bastante miedica, lo paso realmente mal con películas de miedo, y con esta no hacía más que reír y adentrarme en todo ese misterio que rodea la historia. Genial, absolutamente genial.

Podéis leer la crítica entera de esta película aquí.

 

6- Tucker & Dale contra el mal


 

Esta película canadiense es la perfecta representación del subgénero. Antes que nada, os recomiendo no ver el trailer porque es una de esas películas en las que se muestra demasiado en estos avances. Trata de una pareja de amigos que por sus apariencias y una serie de desafortunados sucesos son juzgados de forma errónea por un grupo de universitarios. El número de muertes va creciendo entorno a la pareja pero sin que ellos tengan que ver en absoluto con estas, lo que no quita que todo apunte a que ellos son los asesinos para el resto de personas, mientras que para ellos se trata de un grupo de universitarios chalados que han ido a cometer un suicidio colectivo al bosque. Absolutamente desternillante esta comedia tan original y alocada. Obligado visionado.

 

7- Pesadilla antes de navidad


 

Si nos referíamos a El jovencito Frankenstein como un clásico de la parodia, esta es sin duda un clásico de la animación, más concretamente del stop-motion. Basada en una historia de Tim Burton, Henry Selick (Los mundos de Coraline) nos presenta este maravilloso a la vez que oscuro pueblo donde los vecinos podrían protagonizar perfectamente las pesadillas de cualquiera. No obstante, pronto entre la oscuridad encuentras la ternura y empiezas a empatizar con los habitantes de Halloween Town. Una historia divertidísima repleta de canciones que quedarán marcadas en la memoria. La mayoría la habréis visto, los que no ya tardáis.

8- El día de la bestia


La obra más conocida del director español Álex De la Iglesia debía estar sí o sí en esta lista. Como toda su filmografía, une a la perfección elementos oscuros con su humor negro tan característico, con una curiosa y acertadísima banda sonora. Es el maestro de hacer películas de buen gusto partiendo de elementos de mal gusto.

El Anticristo nace en Madrid la navidad de 1995, y para evitar el Apocalípsis de unen un cura y un heavy, interpretados de forma magistral por Álex Angulo y Santiago Segura respectivamente. Es sin duda de las películas españolas más interesantes de los 90 y, por su valentía, merecedoras del visionado de todos los cinéfilos.

Podéis leer la crítica entera de esta película aquí.

¿Qué no respeta el género?


 Pues obviamente, y como hemos dicho antes, la saga Scary Movie. Es fácil confundir la “comedia de terror” con la parodia de películas de terror, no obstante poco tienen que ver. Si coges una película y la repites introduciendo elementos cómicos allí donde no los había consigues una parodia, pero no por ello se le puede considerar comedia de terror.

Tanto las Scary Movie como alguna otra que intentó sumarse al preocupante éxito de la saga como Me parece que… sé lo que gritasteis el último viernes 13, NO son “comedias de terror”. Son un drama para el cine y sus seguidores son parodias de cinéfilos.

J. Justo Moncho

ha escrito 250 artículos en Ciempiés.

A %d blogueros les gusta esto: