“La chica explosiva” A.K.A “Weird Science”

¿Qué chico adolescente no ha soñado con crear a su propia mujer perfecta con superpoderes gracias a su ordenador y a meter algún que otro comando en el MS-DOS? Menudo cacharro era ese. Pues bien, hoy os traemos del pasado una serie que, para bien o para mal, marcó mi infancia. “La chica explosiva” o “Weird Science” como se titula en su titulo original (las traducciones literales no siempre son la mejor opción) trataba sobre dos adolescentes amantes de la tecnología punta (de entonces) que desgraciadamente nunca tuvieron demasiada suerte a la hora de ser populares y tener éxito con las chicas, por lo que deciden crear una tarde, sin quererlo ni beberlo, a una chica explosiva. ¿A quién no le ha pasado alguna vez?

Esta serie, creada en 1994, fue inspirada en una película realizada 10 años antes (1985), de ahí el toque ochentero. El largometraje, de hora y media de duración, se podría catalogar como una película más. Bueno en realidad si se analiza objetivamente es una película malísima, ¿por qué digo que es una más? Maldita melancolía. La película no tiene ni diálogos, tiene una historia predecible llena de clichés y con una imagen de la mujer que deja mucho que desear. Una obra (tanto la serie como la película) impensable hoy en día por la cantidad de asociaciones feministas y de movimientos igualitarios que se la comerían con patatas.

ct-lisa-1

La película fue dirigida por John Huges, un director ya fallecido al que podremos conocer por largometrajes tan exitosos (este término es demasiado subjetivo) como Solo en casa, 101 dálmatas o Beethoven. Si bien estas obras no son catalogadas como grandes clásicos de visionado obligatorio nadie puede negar el no conocerlas e incluso no haberlas visto.

Como decimos fue una más de los ochenta, pero cuenta con la aparición de alguna que otra estrella todavía no iluminada. Por ejemplo, en el film podemos ver a un Robert Downey Junior (Ironman, principalmente) interpretando seguramente uno de sus mejores papeles (esto es sarcasmo por si alguien no lo ha pillado) o a un Bill Paxton (Nightcrawler, Al filo del mañana, Aliens:El regreso) que interpreta al hermano tocapelotas de turno.

1409791967_1386643586_lq87um_hszr0i5

Como llevamos diciendo a lo largo de la critica son unos trabajos totalmente dispensables pero que merecen ser mencionados, más que nada porque, al menos en mi caso, marcó una época. No hace falta más que escuchar su sintonía para situarme en aquellos años en los que todavía me sentaba frente al televisor. En definitiva, un trabajo sexista que no duda en utilizar la figura de la mujer objeto que todavía a día de hoy algunos recordamos como una serie entrañable.

Javier Sólvez

Javier Sólvez López ha escrito 223 artículos en Ciempiés.


  • ¡Ostras! Yo la veía y también es un buen recuerdo para mí, pese a ser todo lo mala que se suponga puede ser. Pero es de esas cosas que forman parte de tu vida y para los nostálgicos como yo que se criaron viendo Los Problemas Crecen (esta sí que era buena eh) pues nos encanta recordar estas cosillas…

    Es como las pelis de Aterriza y Agárralo como puedas…son chorri-pelis, pero… ¡me encantan! Jajá

    Que guay haberla recordado 🙂

  • Jajaja sí que es verdad!
    Me alegra que haya servido para traeros de nuevo viejos recuerdos. Espero seguir con esta idea de vez en cuando así que las sugerencias son siempre bienvenidas 😉


  • Pues no se si habrás ya posteado sobre una serie que me gustó mucho también de niño, incluida la banda sonora (me encanta) la cual comenzaba con un inquietante grito…a ver si te suena: Hablo de Chocky

    • Pues no, no la había oído nunca.
      Pero vamos que de todas maneras no podría estar posteada más que nada porque esta idea de recordar series de los 80´s y 90´s es nueva así que…
      Pero me apunto la serie 🙂


      • Genial 🙂 Creo que Spielberg quería hacer una película, un remake…

  • Pingback: La figura de la mujer, en primer plano – Ciempiés Magazine()

A %d blogueros les gusta esto: