“Ocho apellidos catalanes”: La misma chorrada pero más larga

Nota:

Nadie daba un duro por Ocho apellidos vascossu premisa de película que iba a reírse de los tópicos españoles no parecía que pudiese tener alguna oportunidad en la taquilla, pero no fue así. La cinta se convirtió en un éxito de taquilla brutal, ganándose el título de película más taquillera de la historia del cine español con 56 millones de euros recaudados, cosa que viendo la calidad del primer producto es de extrañar. Visto el triunfo, los productores no perdieron el tiempo y confirmaron una segunda parte al poco de estrenarse la primera y con poco más de un año de diferencia nos llega esta secuela que intenta repetir el esquema de la original, repitiendo estructura, reparto (con Dani Rovira al frente repitiendo el papel que le dio su primer Goya y esperemos que único) y director. ¿Será una mejor continuación o por el contrario será la misma basura que la anterior?

Han vuelto y con menos gracia.

Pues el resultado es el mismo pero con una duración excesiva, los primeros minutos de la película nos hacen presagiar que no vamos a ver nada bueno. Comenzamos con un Dani Rovira en su salsa, ligando con todo lo que tiene tetas y separado de su novia que tanto le costó conseguir en el pasado, acompañado por un Karra Elejalde palmeando como un retrasado en un tablao. Clara Lago se quiere casar con un hipster y  nuestros dos héroes tienen que impedirlo, porque la muchacha no puede tomar decisiones propias. Conocemos a su prometido, un gilipollas de cuidado y a su futura suegra que está convencida de que Cataluña ahora es una República independiente, copiando el argumento descaradamente a Good Bye Lennin de Wolfgang Becker en la que el hijo recrea la Alemania de antes de la caída del muro a su madre. Y lo que viene después es aún peor, la película no tiene golpes de humor. El guión es mucho más pobre que el de la anterior parte y, como hemos dicho antes, se hace muy larga. Lo peor de todo es que el público apoyó esta secuela y la convirtió en la película más taquillera de España en 2015 (sin llegar a los niveles de su antecesora). Me parece bien que en España se esté apostando por la comedia como género de éxito, pero los productos que nos están llegando rozan lo patético. Guiones de telefilmes e ideas que dejan a las películas de Pajares y Esteso como obras maestras.

En el apartado actoral tenemos de nuevo a Dani Rovira, un actor que se ha crecido con su triunfo inesperado y que aquí se nota que ha cobrado buen cheque y le da igual cómo tiene que hacerlo. Se le ve desmotivado, cansado y muy forzado. Alguien le debería de haber dicho que no sabe imitar bien el acento catalán. Clara Lago, su novia en la vida real, sigue demostrando que siguen quedando atrás los años de El viaje de Carol. Carmen Machi está insoportable. Belén Cuesta (a la que hemos visto recientemente en El pregón) no convence como actúa aunque según dicen es un talento a explotar. Los únicos que se salvan de la quema son Karra Elejalde que vuelve a estar muy divertido (aunque noto que podría encasillarse en este papel por los trabajos que le están ofreciendo) y Berto Romero que vuelve a demostrar que es un muy buen cómico cuando sale poquito en pantalla. Me da pena ver a Rosa María Sardá en cosas como ésta.

Karra Elejalde, de lo poco salvable.

La factura de la película es de pura teleserie de las diez de la noche y la escena de los títulos de crédito es de vergüenza ajena, hecha con el Paint. La banda sonora corre a cargo del gran Roque Baños que puede ser otro de los pocos puntos positivos de la cinta, aunque lejos de sus mejores trabajos.

Seamos sinceros, nadie esperaba encontrarse una película mejor que la primera, es simplemente un poco inferior  (teniendo en cuenta que la primera es una mierda). Una secuela hecha rapidamente y sin ninguna gana para un público vacío que solo quiere que le cuenten 3 chistes rancios y hacer la risa. Y lo peor de todo esto es que la película deja todo preparado para una tercera parte que será otro éxito de taquilla y que será aún peor. Pero se convertirá en lo más taquillero del año. Rovira ganará mil Goyas y todos estaremos contentos. Viva España.

Jose Humanes

José Humanes ha escrito 619 artículos en Ciempiés.

A %d blogueros les gusta esto: