“Buscando a Dory”, misma fórmula, mismo éxito

Nota:

Trece años después de Buscando a Nemo, nos llega su tardía secuela que esta vez se centra en el personaje roba escenas de la primera entrega, Dory. Todo esto sellado con la producción de Pixar, uno de los referentes en cuanto a animación en la actualidad y que es sinónimo de calidad. El miedo que se da en estos casos es que las secuelas nunca están a la altura de su predecesora. Pixar en segundas partse tiene grandes éxitos como Toy Story y Monstruos University y grandes fiascos como Cars 2 (hablamos de calidad, no de taquilla ya que todas son grandes éxitos) ¿Cómo será esta nueva secuela de Pixar?

La película repite la misma formula que la primera entrega, mismo argumento y guión muy parecido, todo muy simple y efectivo. Hay nuevos elementos como la triste historia de Dory (que muchos ya han dicho que es la película que habla del Alzheimer más optimista de la historia) y la incorporación de nuevos personajes como Hank el pulpo que intenta ser el roba escenas de esta nueva entrega pero que a mí personalmente no me ha llegado a enamorar. El filme está pensado para ser un título que funcione en taquilla y repetir la formula. Pese a esto, la película es buena, un gran espectáculo visual que dejará fascinados a lo más pequeños y que entretendrá a los padres.

Odio a los famosetes que prestan su voz a personajes de animación. Gente que no tiene ni idea de doblaje y que usurpan el trabajo a los auténticos dobladores de verdad. Buscando a Nemo contó con algo parecido pero que hicieron un gran trabajo, Anabel Alonso interpretó genialmente a Dory, José Luis Gil (famoso por La que se avecina y actor con muchos años de experiencia en el doblaje) interpretó a Martin  y el cantante Javier Gurruchaga hizo de dos personajes, La raya y Bruce, el tiburón. Había miedo que en esta nueva entrega no se contara con ellos ya que en los primeros avances no aparecían sus voces, pero al final Disney ha rectificado y han vuelto a repetir sus papeles volviéndolos a bordar. Y es que Dory en España es Anabel Alonso y sería muy raro escucharla con otra voz. Muy buen trabajo de doblaje en todos los sentidos.

Los dobladores de “Buscando a Dory”.

Los tiempos avanzan y también las nuevas tecnologías y en esta nueva entrega han mejorado los efectos 3D respecto a la anterior película y podemos verlo en el diseño de los fondos marinos y de personajes. La música corre a cargo del maestro Thomas Newman, un habitual en Pixar que compone una bella y emotiva melodía.

Tenemos que destacar el corto que viene antes de la película como es habitual en las obras Disney. Piper es una bella historia de supervivencia que supera con creces a la propia Buscando a Dory, un genial cortometraje que tiene todas las papeletas de ser el Oscar a mejor corto de animación de 2017.

En resumen, Buscando a Dory es una muy buena cinta de animación, divertida, entretenida y con un apartado gráfico de nivel, pero los que esperen algo nuevo o innovador que busquen más. Ideal para ir en familia al cine.

Jose Humanes

José Humanes ha escrito 524 artículos en Ciempiés.

A %d blogueros les gusta esto: