“Los Pitufos: La aldea escondida”; la película más pitufantástica de los personajes de Peyo

Nota:
Pitufina da un paso al frente para protagonizar Los Pitufos: La aldea escondida, la última divertida y colorida aventura de los personajes azules

En los últimos años hemos visto ya varias adaptaciones frustradas de Los Pitufos a la gran pantalla. Todas ellas enfocadas a crear nuevas historias en lugar de adaptar las de las viñetas. Además, empeñándose en mezclar la animación con la acción real, algo que no molestaría si no fuese porque los personajes creados por Peyo no necesitan compartir pantalla con personas de carne y hueso. Son bastante interesantes ellos por sí mismos (sus vidas en la aldea) como para merecer una historia que realmente protagonicen. Y, por fin, han obtenido el trato que realmente les correspondía.

Los Pitufos: La aldea escondida se centra en el personaje de Pitufina y su crisis existencial pero de una forma lo suficientemente sutil para no aburrir. Lo trata como una subtrama dentro de otra mayor que es la aparición de una nueva aldea de pitufos que deben encontrar para advertirles sobre Gargamel. En esta aventura de Pitufina, emprendida a espaldas de Papá Pitufo, la acompañarán Pitufo Fortachón, Filósofo y Patoso (o Torpe o Tontín). Y claro está, durante ésta tendrán que huir en más de una ocasión del malvado Gargamel y Azrael, hasta que final descubran lo que las profundidades del bosque les escondía.

Se trata de una película claramente enfocada a un público infantil pero que en varias ocasiones se acuerda del público más adulto y los complace con salidas cómicas más adaptadas para todos. Una obra que disfrutará toda la familia aunque al que realmente maravillará es a los más peques.

Los Pitufos
Para niños, pero con tiempo también para el adulto

La aventura es muy atractiva y te mantiene atento en cada momento gracias a su velocidad de desarrollo que evita que ni el espectador ni los pitufos protagonistas descansen. Si bien es cierto que arranca de forma muy aburrida, enseguida nos ofrece una espectacular huida del castillo de Gargamel, siendo ésta de las escenas mejor compuestas de la película, y a partir de ahí se vuelve todo agradablemente frenético.

Han sido muy listos al seleccionar los personajes pues dan mucho juego sus características personalidades con la evolución de sus lazos y la convivencia. Tenemos al entrañable y divertido Pitufo Patoso que roba prácticamente todas las escenas, siempre y cuando en éstas no esté presente Pitufina, la auténtica protagonista. Con ésta última hay que aplaudir la respetuosa adaptación que han hecho de su oscuro origen en el cómic, aunque claro está de forma más maquillada para adaptarlo a los espectadores infantiles. Un buen guiño a los seguidores de las historietas.

Ahora bien, el personaje con el que más disfrutará el adulto, sin lugar a dudas, es Gargamel. Su contexto es más oscuro así como su humor, en ocasiones desternillante. No obstante, mucho de su mérito se lo tiene que llevar el perfecto trabajo de Jordi Sánchez dándole voz. Uno de los mejores trabajos de doblaje que se han visto en las últimas animaciones.

La animación es exquisita y el diseño tanto del mundo (paisajes) como de las distintas criaturas es sobresaliente, recordando en ocasiones a las creaciones del equipo de Cómo entrenar a tu dragón Los Croods.

Los Pitufos

Pero no todo es azul en la película

El punto negativo de Los Pitufos: La aldea escondida lo encontramos en sus abusivos momentos musicales. Todos son correctos, pero se exceden utilizando el recurso y amenaza con convertirse en un videoclip a medida que avanza la cinta.

Además, la resolución del conflicto final se lleva a cabo sin apenas elaboración. Resuelven de forma tan rápida que ni deja entender el porqué de lo que estamos viendo (tampoco se interesan en explicarlo) ni dan tiempo a desarrollar la emoción del espectador.

Pese a esto, Los Pitufos: La aldea escondida es la mejor elección posible del fin de semana para ir con la familia a disfrutar del cine. Una historia didáctica y con la que es fácil sentirse reflejado. La mejor cinta jamás hecha de Los Pitufos.

J. Justo Moncho

ha escrito 286 artículos en Ciempiés.

A %d blogueros les gusta esto: