“La niebla y la doncella”; el genero policíaco español en declive

Nota:
Por enésima vez, la industria española nos trae una cinta policíaca que no deja buen sabor de boca

El género policíaco ha gozado en los últimos años de un nuevo renacer con películas que han sobresalido por su calidad. Ejemplos como La isla mínima, Cien años de perdón o Qué dios nos perdone confirma la buena cosecha que hemos tenido en este gñenero. Pero últimamente parece que se está abusando de este tipo de producciones-Ya a principios de años nos llegaba la muy floja El guardián invisible que supuso toda una decepción para los que esperábamos mucho más de ella. Y ahora le llega el turno a La niebla y la doncella, adaptación de la novela de Lorenzo de Silva, que decepciona en su planteamiento y en su estructura.

La historia nos sitúa en la isla de la Gomera, con planos aéreos espectaculares. Con un comienzo espectacular con una persecución genial, la película se pierde en su desarrollo. Hay demasiados datos que no valen para nada, incoherencias y muchos cabos sueltos que dejan al espectador con una sensación de frialdad y no de entrar nunca en la película. Se toca quizá, demasiado, en el sexo que en la verdadera trama y eso desluce mucho a la narración.

Ignoro si es una buena o mala adaptación de la novela ya que no la he leído, pero seguramente esté mas condensada y mejor explicada. Llega un momento del metraje que ya todo te da igual, pese que al principio te llega a atrapar y te interesa  lo que puede llegar a pasar, pero transcurrida la primera hora La niebla y la doncella se convierte en una tortura.

Reparto poco inspirado

Es una pena desperdiciar el buen talento del plantel de actores que tiene, pero ni ellos dan la talla como se podía esperar. Quim Gutierrez cumple de buena forma, Verónica Echegui desperdicia un personaje tan complejo y rico con una interpretación demasiado mediocre, y es que los tiempos de “La Juani” no perdonan. Muy desapercibidos pasan por la cinta Roberto Álamo, Aura Garrido y Marian Álvarez que no tienen ni el peso ni la importancia en la película como para poder lucirse. Mención aparte tienen los figurantes y personajes secundarios que, vale que sean inexpertos, pero que menos que unas nociones básicas de dicción e interpretación.

En el apartado técnico pocas pegas se le puede poner. La ambientación, La niebla y la atmósfera están muy acorde con el tipo de género y  ayuda al tono de misterio. Fotografía notable, con planos y localizaciones espectaculares. Banda sonora que pasa desapercibida y ni siquiera tiene autoría reconocida.

Andrés M. Koppe debuta en la dirección con esta película y no podía empezar de peor forma. Un policíaco fallido que mantiene el interés en sus primeros minutos, pero que va desvariando para perderse por el agua de la Isla de la Gomera. Esperemos que este género siga dándonos buenos títulos y olvidemos lo ocurrido este año.

Jose Humanes

José Humanes ha escrito 629 artículos en Ciempiés.

A %d blogueros les gusta esto: