The Punisher. De la viñeta a la pantalla

Punisher salta a Netflix este 17 de noviembre

The Punisher es uno de los personajes Marvel más oscuros y sombríos que tiene la empresa de héroes. La historia del veterano de guerra Frank Castle y como pasa de ser un padre de familia a un sanguinario asesino ha captado la atención de lectores de todo el mundo convirtiéndose en un personaje icónico. La televisión y la gran pantalla han intentado trasladar este mítico personaje a su terreno, con adaptaciones más acertadas que otras. Con motivo del estreno de la nueva serie de Netflix, Punisher queremos repasar todas estas versiones y ver si fueron fieles o no al personaje.

The Punisher (Vengador)

En 1989, en plena fiebre de las adaptaciones de superheroes en producciones de bajo coste, nos llegaba este Punisher, traducido en España como el cutre título de Vengador.  La película, que no contaba con todos los derechos del personaje (no lucía su característica calavera en el pecho) nos contaba la historia de antiguo policía que vive aislado en las alcantarillas. Cuando llegue el momento, saldrá de su refugio para hacer pagar una cuenta muy cara a quienes en su día asesinaron a su mujer e hijo. Fran Castle estaba interpretado por el gran Dolph Lundgren que resultaba convincente en el papel del Castigador, pero que no terminaba de adaptarse a una película que ha envejecido muy mal y que tiene ese pestillo ochentero que la desluce. Para muchos es la mejor adaptación del veterano de guerra, porque lo que vendría después perjudicó la saga.

El castigador (The Punisher)

Quince años tuvimos que esperar para que Punisher volviese a la gran pantalla. Esta vez fue Sony con colaboración con Marvel los que llevaron al personaje de nuevo al cine , en un proyecyo ambicioso que pretendía unir a Spider-Man con Frank Castle (ya tuvo un cameo en la segunda parte de la saga de Sony), pero no salió muy bien.  Thomas Jane en el papel de Frank Castle y John Travolta como Howard Saint, antagonista y villano de esta adaptación. El origen del personaje se vuelva a cambiar: Frank Castle es un agente del FBI que mata a uno de los hijos de Howard Saint, este criminal busca venganza y mata a toda la familia de Frank: abuelos, sobrinos, primos, mujer e hijo incluidos. Este sobrevive y busca castigo en matar a todos los Saint.

La película tenia buenas intenciones, pero el tono humorístico que se le dio a la cinta la perjudicó, convirtiéndose en un fracaso de taquilla, gran parte también por la penosa y sobreactuada actuación de un Travolta desfasado. Poco bueno queda, una banda sonora efectiva y una buena recreación de los vecinos de Castle y El Ruso interpretado por Kevin Nash. Seguíamos sin tener una adaptación a la altura del personaje.

Punisher 2: Zona de guerra

Vendida como una segunda parte, aunque no repitieran protagonistas Sony no quería deshacerse tan fácil de los derechos de las aventuras de Frank Castle y apostó por una nueva aventura, esta vez dándole un tono más oscuro. Si la película del 2004 se basaba, en parte, en la serie de cómics protagonizados por el personaje dentro del sello editorial Marvel Knigths, esta nueva se inspira en los publicados dentro de la línea editorial Max (dirigida a un público adulto). Retrata a Punisher de una forma mucho más cercana al personaje del cómic, con escenas violentas mucho más explícitas que sus predecesoras.

Ray Stevenson se metía en el papel de Frank Castle, mucho más inexpresivo que sus compañeros y le acompañaba como villano Dominic West, el genial McNulty de The Wire interpretando a Jigsaw de una manera poco acertada. La cinta fue un fracaso en taquilla lo que hizo que Sony perdiese los derechos y rindiéndose con las adaptaciones de las aventuras de Frank Castle. En España ni siquiera se estrenó en cines, si no que pasó directamente al mercado doméstico.

Dirty Laundry

En 2012 y con el personaje totalmente parado se hizo un corto producido y protagonizado por Thomas Jane que volvía a ponerse en la piel de Frank Castle en un historia mucho más fiel a los cómics y que contaba al gran Ron Perlman como protagonista. Una historia que se podría tratar perfectamente de un fan service, pero que está con mucho más amor que las producciones anteriores.

Los Vengadores: Justicia y Venganza

En el 2014 se hizo una película animada de vigilante, titulada, Los Vengadores: Justicia y venganza con Black Widow y Punisher”, en la que Punisher (Brian Bloom, doblaje inglés) se interpondría en una misión de S.H.I.E.L.D, en la que trabajaría con la “Viuda Negra”, para detener a un grupo llamado Leviatán, una organización terrorista mundial que vende armas de S.H.I.E.L.D. Una curiosa adaptación con un dibujo casi parecido al anime, pero que decepcionaba por tu tono infantil que se alejaba de la figura de Punisher y que queda como mera curiosidad.

Daredevil Temporada 2

Tras recuperar los derechos, Marvel quiso volver a empezar con Punisher y que mejor que introduciéndole en una serie adulta y seria como es Daredevil para Netflix. Aquí se nos presentaba a un Castigador interpretado por Jon Bernthal, oscuro, tenebre y que huye de la justicia. Un auténtico Punisher, pese a que alguna escena de él llorando le quite credibilidad, es el Fran Castle más convincente de todo y quizá de lo mejor de esta segunda temporada. El personaje gustó tanto que pasó lo que tenía que pasar.

Punisher

Y tras años de mala adaptaciones y fiascos, nos llega la serie propia de Netflix del famoso personaje. El tráiler apunta a que será oscura y no se cortarán para nada con la sangre. Además ese acompañamiento con el Once de Metallica la hacen aún más gore. Sin duda uno de los estrenos más esperados para acabar el año y que seguro nos dejará satisfechos a los fans más acérrimos del anti-heroe de Marvel por excelencia.

Jose Humanes

José Humanes ha escrito 524 artículos en Ciempiés.

A %d blogueros les gusta esto: