“Ready Player One”; homenaje de Spielberg a la cultura Pop en general

Nota:
Spielberg, gracias a esta historia se permite dar un homenaje a toda la cultura pop ochentera y de gran parte de los 90

Basada en la novela de Ernest Cline (quien firma el guion de la película) nos llega la última película de Steven Spielberg que no para, ya que a principios de año ya nos dejaba la muy valiente Los archivos del pentágono. Esta vez, el rey Midas de Hollywood abandona las redacciones, para traernos de vuelta a su cine más comercial, dispuesto a reventar las taquillas a través de una historia que conquistará a los espectadores de todas las generaciones posibles.

La historia de Ready Player One nos sitúa en el año 2045. Wade Watts es un adolescente al que le gusta evadirse del cada vez más sombrío mundo real a través de una popular utopía virtual a escala global llamada “Oasis”. Un día, su excéntrico y multimillonario creador muere, pero antes ofrece su fortuna y el destino de su empresa al ganador de una elaborada búsqueda del tesoro a través de los rincones más inhóspitos de su creación. Será el punto de partida para que Wade se enfrente a jugadores, poderosos enemigos corporativos y otros competidores despiadados, dispuestos a hacer lo que sea, tanto dentro de “Oasis” como del mundo real, para hacerse con el premio.

Homenaje a la cultura pop

Spielberg, gracias a esta historia se permite dar un homenaje a toda la cultura pop ochentera y de gran parte de los 90. No solo encontramos referencias al mundo del cine (cierta película de Kubrick tiene mucha importancia y seguro que hará que alguno se emocione), si no que también tienen cabida la música, el mundo de los videojuegos e incluso el de la animación y el cómic. Todo esto mezclado por un guion trepidante que sigue el esquema de las producciones ochenteras tipo Los Goonies o ET, mezclado con las últimas tecnologías lo que puede hacer que el espectador más conservador no entre en el juego y se vea apabullado ante tanto efecto especial, pero sin duda quien entre en el juego disfrutará de dos horas de puras diversión, pese a que se encuentra lejos de sus mejores blockbuster.

Spielberg se ha rodeado por un reparto compuesto mayoritariamente por rostros jóvenes compuesto por Tyse Sheridan que vuelve a hacer un buen papel como ya ha demostrado en la saga de X-Men, Olivia Cooke, otra joven actriz con larga trayectoria por delante y que está encantadora en su personaje. Ben Mendelsohn vuelve a ejercer de villano como ya vimos en Rogue One, mostrándose peligroso y carismático por partes iguales. Para finalizar el reparto a actores tenemos a dos actores muy importantes en la trama como son Mark Rylance, un habitual de Spielberg en sus últimos trabajos como ya demostró con Mi amigo el gigante o El puente de las espías y el genial Simon Pegg con un breve personaje muy importante para la historia.

Efectos digitales de lujo

Los efectos especiales son de auténtico lujo. La recreación de Osiris junto a los avatares son dignas de elogio. La recreación de elementos tan míticos como el gran Delorean, King Kong o Godzilla harás las delicias de los fans y te meterán de lleno en ese mundo tan friki. La banda sonora de Alan Silvestri podría haber sido mucho más épica, ningún tema se te llega a quedar en la cabeza y su mejor momento es el momento cuando se homenajea cierta película de Kubrick que no os queremos desvelar para respetar la sorpresa. Toda una genialidad.

En resumen, una de las películas más entretenidas del año. Spielberg rinde homenajea  toda la cultura pop en una de las películas más frikis que he visto en mi vida, cosa que no es mala si te metes de lleno en este mundo y en la trama ochentera. Sin duda una de las mejores propuestas para disfrutar del cine en esta semana santa. Como juego en la película, os retamos a encontrar todas las referencias y cameo que hay por la película. Algunos imposibles de ver.

Puedes adquirir el libro de Ready Player One aquí:

Ready Player One

 

 

Jose Humanes

José Humanes ha escrito 641 artículos en Ciempiés.

A %d blogueros les gusta esto: