Festival de Sitges 2018 – Día 6: Lazzaro Felice/ Dragged Across Concrete/ Perfect/ Fugue (Fuga)/ Nancy/ Animal

Alice Rohrwacher llena de belleza y poesía el festival con una indiscutible obra maestra. Soderbergh produce la peor película vista hasta ahora en el festival y dos buenos dramas sobre la identidad llenan la tarde del Auditori mientras Craig Zahler confirma su talento y dominio del género

Lazzaro Felice (Alice Rohrwacher, Italia/ Suiza/ Francia/ Alemania) – Oficial Fantàstic Competició

La que para muchos fue la Palma de Oro del Festival de Cannes (aunque tuvo que conformarse con un galardón a Mejor Guión) llega ahora a Sitges y en poco tiempo a cines españoles confirmando los grandes elogios de Cannes y la confirmación magistral de Alice Rohrwacher como una de las voces más poéticas y brillantes del cine italiano contemporáneo.

Lazzaro es un joven inocente que trabaja y vive en el campo de una pequeña aldea que convive fuera del tiempo gobernada por la Marquesa Alfonsina de Luna. Allí conocerá a Trancedi un joven de clase alta hijo de la Marquesa que le pedirá su ayuda para construir su propio secuestro. Esa amistad hará al propio Lazzaro mantener esa promesa y reencontrarse con ciertos habitantes del pueblo tiempo después,  en plena decadencia e inseguridad laboral y social.

Rohrwacher ofrece una poética naturalista que confirma su visión de El país de las maravillas y la acerca al gran cine italiano de Visconti desde una de las visiones más sensibles y poéticas del cine reciente. Ofreciendo un duro y poético retrato social que va desde temas arreglados como el desempleo y la decadencia de las grandes familias hasta un claro alegato político enraizado en favor de los humildes y campesinos. Otorgando a partir de ahí un contundente retrato a la marginal Europa de la crisis actual, ofreciendo la decadencia del lugar idílico campestre frente a la ciudad.

Esa poética se subraya y se confirma con gran maestría gracias a su icónico protagonista, el joven inocente Lazzaro (soberbia e imborrable entrega de Adriano Tardilo); representación del ángel, de la inocencia y bondades humanas que ve como sus valores decaen e incluso resultan peligrosos en la humanidad del hoy.

Lazzaro compone el negro fin de los inocentes, humildes y generosos valores humanos tras la crisis económica y social que azota Europa desde la perspectiva de bondad e inocencia personificada, ofreciendo un poético y duro retrato sobre la clase trabajadora y la inestabilidad del hoy desde una visión naturalista y pura. Igual que la inocencia de Lazzaro personaje para la posteridad que convive con las desgracias humanas.

Rohrwacher firma una de las incontestables obras maestras de este año. Un filme que desprende poética y emoción sin forzosos elementos y que ofrece un humanista mensaje de gran calado y valor más que necesario en estos días de inseguridad, egoísmo y deshumanización que rodean la decadente Europa.

Valoración: 10/10

Dragged Across Concrete (S. Craig Zahler, USA) – Òrbita

Convertido desde su enorme ópera prima por derecho propio en uno de los directores más interesantes del panorama USA. En su tercer largometraje S. Craig Zahler mantiene su tono de Serie B para ofrecer un homenaje al policíaco y a la buddy movie que mantiene su tempo lento y maravillosa construcción de personajes y diálogos. 

Dos policías, uno veterano (Gibson) y el otro, más joven y volátil (Vaughn), se encuentran suspendidos cuando un vídeo de sus duras tácticas se convierte en la noticia del día en los medios de comunicación. Frente a la difícil situación familiar y económica deciden robar a un líder que prepara un gran golpe en un banco de la ciudad cargado de oro; sumándose a esa guerrilla dos negros de los suburbios que en principio colaboran con el ladrón.

Magnifica en su sobriedad y dominio de los códigos del thriller y el policíaco, Zhaler construye una visión continuista de las virtudes de la magnífica Brawl in Cell Block 99 dejando el aire Grindhouse y carcelario de aquélla por un mayor tono de desenfadado humor negro – unos cuantos chistes racistas de por medio – y confirmando su enorme mano para construir personajes y subtramas que convergen en la principal de forma orgánica.

La magnífica química que construyen Mel Gibson y Vince Vaughn (éste último en su mejor momento interpretativo) como compañeros policiales fuera de la ley y por encima de todo la habilidad y talento de Zahler para dominar los códigos del género y ofrecer en sus largas dos horas y media una obra tan hererodoxa entre la Serie B, el cine de autor y de género. Confirmando en quizás su película menos chocante, su talento y que nos siga encantando la existencia de Zahler en el cine USA, una libre rara avis que nos trae una acción y thriller distinta y muy estimable en el cine posmoderno actual.

Valoración: 7/10 

Perfect (Eddie Alcazar, USA) – Noves Visions

Eddie Alcazar debuta en la dirección con el gran Steven Soderbergh como productor ejecutivo con Perfect. Un retrato sin sentido que busca criticar la superficialidad y el deseo de inmortalidad y perfección que rodea la condición humana en una narración caótica y torpe que no sabe que rumbo escoger.

Tras un fatalista y violento pasado un joven entra en una misteriosa clínica por recomendación de su madre, que ya fue allí en su juventud. La clínica permite cambiar a partir de alta tecnología el físico y la mente de las personas y llegar a su modelo de perfección; viendo lentamente como su desequilibrado comportamiento y sus obsesiones van pervirtiendo su propia identidad y lo que le rodea.

Ni de lejos llegando a la “nueva carne” de Cronenberg ni siquiera a una sólida y atractiva crítica al futuro de la ingeniería química y de las cirugías estéticas; Alcazar termina firmando un conjunto caótico, sinsentido y pretencioso en sus aires reflexivos, que la llevan finalmente a unos dictámenes más cercanos a la odiosa mentalidad new age de Coelho que a un estudio atractivo sobre la condición humana y el cuerpo. La peor película claramente que he visto en el festival de momento.

Valoración: 2/10 

Fuga (Fugue) (Agnieszka Smoczynska, Polonia/ Rep. Checa/ Suecia) – Oficial Fantàstic Competició

Tras ofrecer una de las cintas más celebradas y elogiadas de Sitges y el fantástico reciente, el delirante musical que reactualiza el cuento de La Sirenita; The Lure. Agnieszka Smoczynska ofrece ahora un drama más contenido y rico sobre la identidad y la herida personalidad en el que madura y contiene su universo de forma notable.

Una mujer viaja perdida por una estación de metro; es Alicja. Una mujer que es encontrada por su familia devolviéndola a su papel de esposa, madre y mujer; aunque ella sigue sin verse en ese mundo y sin recordar el pasado creando un clima de extrañeza en los que le rodean.

Smoczynska deja atrás la radicalidad y delirio del excéntrico musical The Lure para converger en un drama sobre la memoria atractivo, que rehuye de lo arquetípico desde un fuerte personaje femenino (excelente Gabriela Muskala). Ofreciendo un filme sutil, elegante y que prima el trabajo de cámara y la raíz psicológica y “bergmanina” del drama; ofreciendo por otro lado un filme difícil de comprender en su entrada en la Sección Oficial de un festival como Sitges, más allá del fantástico pasado de Smoczynska con The Lure y una psicológica y críptica visión sobre la identidad.

Valoración: 7/10

Nancy (Chrsitina Choe, USA) – Oficial Fantàstic Competició

Mejor Guión en la pasada edición del Festival de Sundance, Christina Choe debuta en el largo con este triste y convencional drama indie que funciona realmente bien en su estudio de personaje. Un retrato nada empático sobre la falta de identidad y su búsqueda por parte de una joven que engaña en perfiles de internet y se adentra en un matrimonio que busca a su hija desaparecida desde hace 30 años.

Terminaba de salir de un notable drama sobre la identidad como lo era la polaca Fuga de Agnieszka Smoczynska; y sin descanso acabé en la sala con otro filme que plantea una triste y abierta reflexión sobre la identidad y la falta de empatía en la etapa internet. Una joven que vive con su madre empieza a partir de perfiles falsos a crear otras identidades por las que ciertas personas se interesan; buscando lazos emocionales que intuimos falsos y sin ninguna base. Su madre fallece repentinamente y Nancy decide contactar con una pareja que busca su hija desde hace 30 años. Teniendo un gran parecido físico con la desaparecida, va a la residencia de ellos empezando a entrelazar relación con ellos y a realmente creerse que puede ser verdaderamente la desaparecida.

Construida desde una puesta en escena típica del cine indie “made in Sundance” del que han surgido nombres como Jason Reitman; Nancy construye su misterio desde el propio enigma y falta de identidad clara de su protagonista. Sintiendo que puede ser todo una farsa o incluso creyéndonos su evolución hacia que esa fantasía y mentira resulte verdaderamente real. Algo que aporta solidez a lo narrativo y expone bien su reflexión sobre la falsedad y poca construcción de la identidad que podemos vivir en el día del hoy, apoyada con enorme mérito en la interpretación austera y llena de matices de Andrea Riseborough; que huele a presencia en el palmarés como Mejor Actriz.

Valoración 6/10

Animal (Armando Bo, Argentina/ España) – Oficial Fantàstic Competició

Ofreciendo uno de los dramas más valorados del cine argentino reciente con la pasión y sacrificio de aquel amado El último Elvis; Armando Bo da una vuelta de tuerca mucho más negra y cínica en su nuevo protagonista; un hombre de clase media alta y conservador que ve como su vida da un vuelco tras revelarse una dolencia crónica en el riñón, empezando un litigio de manipulaciones y engaños en busca de un donante que reúna las condiciones para el trasplante. 

Es muy discutible la sensación general que nos deja la nueva película de Armando Bo. Sin grandes pegas en lo formal ni en su desarrollo, al cineasta argentino quizás le falla algo que agrava contundentemente sus virtudes y es el dibujo moral de sus personajes. No porque el que sean claramente oscuros resulte un error; en realidad sirve para ofrecer una contundente crítica sobre el capitalismo que la acercan a obras cumbre del cine contemporáneo argentino como la más furiosa en sus formas Relatos salvajes de Damián Szifrón; sino porque resulta desde mi punto de vista extremadamente burguesa y clasista. Presentándonos como a los vagos y aprovechados a las clases bajas (encarnada aquí por la joven pareja okupa) y como si de primeras el extremo individualismo de Antonio fuera lo mejor.

Esto hace que el descenso a los infiernos de un hombre común los veamos con cierta distancia y desde un relato con claras incongruencias en el libreto y que no sabe atajar ciertas subtramas; resultando un visionado de dos horas, ambiguo y denso. Que plantea más interrogantes y fallidas sensaciones en su desenlace que soluciones aunque la contundencia crítica al sistema argentino y la siempre excelente entrega interpretativa de Guillermo Francella eviten que resulte claramente ofensiva.

Valoración: 4/10

Jose Asensio

Jose Asensio ha escrito 361 artículos en Ciempiés.

A %d blogueros les gusta esto: