53 Festival de Sitges 2020 (II) – Terrores de muerte, hipsters y algunos westerns poco convincentes

Repaso a la segunda y tercera jornada del festival. En el que westerns poco convincentes e inanes ensombrecen el buen hacer de nombres asentados como el de Bryan Bertino, que nos regala una cinta de terror a recordar este año.

Mucho se discute desde hace años qué es cine de género y qué no. La etiqueta de cine fantástico es muy amplia y variada en el cine posmoderno actual, y la mezcla de géneros, tonos e influencias es algo normalizado y casi evidente en cualquier propuesta. Este año, la presencia de un western con apenas elementos fantásticos como la francesa L’état sauvage en la Sección Oficial vuelve a abrir el debate. Pero lo peor de todo, es que la propuesta sea tan poco relevante.

La película de David Perrault nos traslada a la Missouri de 1863, en plena Guerra Civil americana, zona todavía con muchos ciudadanos franceses que ven peligrar su posición frente a la llegada inminente de Confederados. Tras un ataque, un matrimonio y sus tres hijas deciden fugarse de la zona del Mississipi con la ayuda del mercenario Victor Ludd (Kevin Janssens). En ese largo viaje en caravana, una de las hijas (Alice Isaaz) empezará a sentirse atráida por Víctor, alguien a quién acecha su viejo grupo de matones, liderado por su antigua amante (Kate Moran). Las hijas tendrán que aprender a defenderse.

Perrault firma un inane western que busca maquillar una historia simple y sin apenas tensión con momentos estéticos a los que dota de importancia con cámaras lentas y preciosas panorámicas, especialmente subrayado en los momentos de su subtrama romántica y con un liderazgo femenino no del todo asentado en su tramo final; dónde más busca ser evidente. Su fotografía y su solvente reparto femenino evitan que sea un desastre total.

El otro western de esta edición acabo siendo aún peor, The Pale Door es un filme más evidente en su aire genérico y de Serie B, pero aún menos logrado en lo formal y en lo narrativo, rozando prácticamente el cine amateur. La película de Aaron B. Koontz nos narra el hallazgo de un grupo de ladrones a un tren de un misterioso cofre en el que una joven chica está atrapada dentro. Tras sacarla de allí, la joven les promete una recompensa en el pueblo en el que vive y deciden aceptar. Allí acaban instalados en el burdel en el que la ven vive; una noche de aparente recompensa carnal que terminará resultando una pesadilla cuando vean que todas son unas oscuras brujas.

Una premisa y tono que conecta con Abierto hasta el amanecer de Robert Rodríguez en su premisa y desarrollo, pero sin añadirle el macarra humor y la falta de seriedad de la película del director mexicano. Esa presumible seriedad sobre lo que cuenta, añadido a una dirección y montaje torpes que rozan lo amateur, acaba de rematar un enorme desastre de película que sin duda será de lo peor visto en esta edición.

No anda muy lejos en bajos resultados la cinta Lucky, también perteneciente a la sección Panorama Fantàstic, y dirigida por Natasha Kermani. Pero por lo menos cuenta con un concepto algo más trabajado aunque el resultado falle por muchos aspectos. La película cuenta como una escritora de cierta fama ve como la misma figura enmascarada la ataca cada noche en su casa. Todos los que la rodean no la creen o parecen estar ya habituados a ello (su pareja), por lo que deberá encargarse ella sola del asunto. Natasha Kermani y la actriz Brea Grant intentan construir una metáfora dentro del cine de género sobre la violencia doméstica y el acoso continuo al que se enfrentan las mujeres pero resulta muy repetitiva y simplona en su mirada al feminismo.

En un punto intermedio algo decepcionante encontramos dos películas: Los que vuelven y Save yourselves!. La primera es una cinta argentina de la debutante Laura Casabé que se mueve en un terreno habitual del cine sudamericano; la crítica y el choque entre la tradición indígena y los colonos que ocuparon esas zonas. Algo manida en su relato, Casabé acierta al exponer que el verdadero corazón de la película es la trama maternofilial que une a ambos personajes femeninos, cada uno de una parte (colono y colonizadora). Pero su pausada atmósfera y un relato que a ratos parece dar tumbos sin que nos genere mucho interés hace de ella una película irregular que podría dar mucho más de sí.

Save yourselves! se presentaba como una aspirante a ser la comedia de esta edición; pero se queda muy, muy lejos. La película nos lleva de la mano de una pareja de hipsters (John Reynolds y Sunita Mani) que deciden desconectar de Internet y de la ciudad de Brooklyn viviendo una semana en una casa en el bosque. Premisa propicia para reírse de los hispters y los “modernos”, los directores Alex y Eleanor Wilson fallan al creerse que tienen entre manos un guion más gracioso de lo que verdaderamente es. Resultando otra comedia indie más sobre la crisis de los treinta que no termina de destilar originalidad. Cabe mencionar el sencillo y original diseño de los alienígenas, una especie de “pufs” mortíferos.

Pero sin duda la gran película de estos dos días fue The Dark & the Wicked, de Bryan Bertino. Había ganas con lo nuevo del director de Los extraños, y no decepcionó. En ella, Louise (Marin Ireland) y Michael (Michael Abbott Jr.) vuelven a la aislada granja familiar para cuidar de su padre moribundo tras la inquietante y extraño suicidio de la madre en el granero. Lo que lleva a los dos hijos a un camino sobre el recuerdo termina por hacer del hogar familiar una localización inquietante; apareciéndose su madre y sintiendo que una presencia demoníaca parece acechar a los todavía vivos de la casa.

Moviéndose en un terror atmosférico, que inquieta durante todo el metraje sin necesidad de jump scares; Bertino construye una visión sobre la pérdida y la muerte de un padre o de una madre como algo doloroso y sobrenatural muy similar a lo planteado en Hereditary. Pero capturando con talento las esencias de la América rural y del American Gothic. Una película notable que aspira con toda justificación a premio gordo en el palmarés. De las mejores cintas de terror de este 2020 tan extraño.

Valoración: 

L’état sauvage ** (4/10)

The Pale Door * (2/10)

Lucky ** (3/10)

Los que vuelven *** (5/10)

Save yourselves! *** (5/10)

The Dark & the Wicked **** (8,5/10)

 

 

Jose Asensio

Jose Asensio ha escrito 491 artículos en Ciempiés.

A %d blogueros les gusta esto: